Castro-Castalia Bullmastiffs

Manual de Nutricion Canina, las proteinas, Castro-Castalia Bullmastiffs, Castro-Castalia Bullmastiffs
Cachorros Bullmastiff
Contactar correo
Cargando Busqueda de la Web

Manual de Nutricion Canina, las proteinas, Castro-Castalia Bullmastiffs, Castro-Castalia Bullmastiffs

Manual de Nutricion Canina, las proteinas, Castro-Castalia Bullmastiffs, Castro-Castalia Bullmastiffs

Basta que tengamos en cuenta que casi la mitad de cada célula del organismo está constituida por proteínas para comprender su importancia. Las proteínas sirven a distintos propósitos y están implicadas en tareas tan distintas como la formación de músculos, tendones, cartílagos, piel o pelo, como en el desarrollo de todos los demás tejidos del cuerpo, en el desarrollo sexual, en la función metabólica; también están presentes en la sangre, en el sistema defensivo o inmunológico, en el sistema digestivo y en la propia producción hormonal, entre otros.

Ya he dicho con anterioridad, que a pesar de que los perros hayan acabado por ser prácticamente omnívoros, en esencia su organismo es aquél de un animal carnívoro, lo que significa que tienen un tracto digestivo relativamente simple y corto, con un estómago también muy simple, dado que originalmente han sido solo eso: carnívoros. Esto quiere decir que están preparados para digerir mejor la proteína animal, aquella que se deriva de cualquier tipo de carne, que esa otra que es de origen vegetal (que procede de vegetales y cereales) y es precisamente por eso, porque no aprovechan de igual modo una proteína que la otra, por lo que cuando se les alimenta con piensos que se basan en productos de origen vegetal (habitualmente más baratos) necesitan consumir mucha mayor cantidad de este tipo de alimento para aprovechar toda la energía metabolizable que necesitan para continuar vivos y sanos. Es así de sencillo. O al menos parece serlo, porque a la postre, la mayoría de los fabricantes de piensos insisten en basar sus fórmulas en el empleo abusivo de cereales y proteína de origen vegetal, a cambio de abaratar costes y precio final, aunque eso implique a la larga del deterioro de la salud del consumidor final: el perro. Pero de todo ello hablamos más adelante.

Cabe destacar que no todas las proteínas pueden considerarse “completas”, porque no todas aportan todos los aminoácidos necesarios para una óptima nutrición. Cierto es que su organismo está preparado para producir algunos de esos aminoácidos esenciales (alanina, glicina, seína y tirosina) pero los demás no puede sintetizarlos por lo que deben ser extraídos de los alimentos que ingiere (leucina, lisina, valina, histidina, arginina, entre otros).

Y dado que la proteína animal está básicamente compuesta de aminoácidos, de los que diez y once se consideran imprescindibles y toman el nombre de aminoácidos esenciales, lo que explica la necesidad de que el alimento que el perro haya de ingerir sea de la suficiente calidad para que todos ellos estén presentes en su dieta diaria.

Pero aún hay otros dos detalles que no podemos olvidar; por un lado está el hecho de que  esos mismos aminoácidos, de los que ya se conocen una treintena, son interdependientes entre sí, o lo que es lo mismo, para que se produzca un equilibrio perfecto entre lo que es alimentación propiamente dicha y nutrición como tal, es imprescindible que la dieta sea suficientemente variada como para que concurran en cada ingesta los aminoácidos imprescindibles para que lo  que el animal come le aproveche de verdad y supla todas sus necesidades. Y por otro, que los aminoácidos son sumamente sensibles al calor; esto quiere decir que en la alimentación preparada (piensos, comida enlatada, etc) y cocinada, los aminoácidos se ven seriamente afectados por las altas temperaturas que se emplean en los distintos procesos de elaboración y por lo tanto su biodisponilidad queda seriamente alterada o lo que es lo mismo, la gran mayoría de los aminoácidos se pierden irremediablemente al cocinar los alimentos.

¿Sabía usted que...?

A pesar de que el perro está preparado para metabolizar el exceso de proteína animal que se deriva de su alimentación, y almacenarlo para utilizarlo luego que sea necesario, lo cierto es que las dietas de alto contenido en proteína pueden tener efectos muy contraproducentes en el cachorro, induciendo un crecimiento acelerado y precoz que luego llega a traducirse en anomalías musculoesqueléticas de difícil resolución, tanto como una dieta con un contenido proteico excesivamente bajo, que asimismo da lugar a otra serie de anomalías en el desarrollo y a serias deformaciones del esqueleto, junto con las más variadas patologías de piel, debilitamiento inmunológico, pérdida de energía vital y embotamiento mental, etc.

¿Sabía usted que...?

Diez son los llamados aminoácidos esenciales que tienen que estar siempre presentes en la dieta de nuestro perro, a través de nutrientes de calidad: arginina, fenilanina, histidina, isoleucina, leucina, lisina, metionina, treonina, triptófano y valina.

Sólo hay dos alimentos que contienen todos los aminoácidos esenciales: los huevos y el suero láctico.

MUY IMPORTANTE:

Los aminoácidos son fundamentales para que ciertas  funciones del organismo se produzcan correctamente, como por ejemplo la transmisión de los impulsos nerviosos que dan lugar a las contracciones musculares, los impulsos eléctricos del cerebro y la médula espinal, la formación del ADN o el correcto funcionamiento del metabolismo.

En las distintas etapas de la vida del perro, varían las necesidades de aminoácidos, como lo hacen también las de proteínas.

PRINCIPALES FUENTES DE PROTEINA ANIMAL

  • Carnes (mejor crudas)*: Cerdo, cordero, pavo, pollo
  • Hígados (mejor crudos)*:Ternera, vaca, buey, pollo
  • Pescados (mejor crudos)*:  Azules  y blancos
  • Huevos crudos**
  • Leche de vaca y cabra***
  • Quesos Blanco , tipo Cottage y requesón

*hay que sopesar el riesgo de infestación parasitaria en el perro, por la ingesta de carnes, vísceras y pescados crudos, sobretodo si la procedencia de estas no es del todo fiable.

**El huevo, para que  constituya una buena fuente de aminoácidos esenciales, tiene que ser cocido durante cinco minutos con su cáscara y esta, triturada, debe ingerirse igualmente.

***La leche de vaca no se recomienda pues puede producir diarreas; en su caso se administrará la de cabra, pero sólo cuando se trate de animales inapetentes o que necesiten de un aporte extra de proteína animal para contribuir a la recuperación tras una enfermedad cuyo origen no sea hepático.

Manual de Nutricion Canina, Nota previa, Castro-Castalia Bullmastiffs Nota Previa La Autora, Christina de Lima-Netto Agradecimientos Introduccion Lobo con Piel de Cordero Funcionamiento Aparato Digestivo ¿Como se que esta Sano? A Cada Edad un Tipo de Alimento Obesidad, Enemigo Mortal Cuando el Pancreas no Funciona La Torsion de Estomago ¿Que Come Nuestro Perro? Para que Sirven las Proteinas Para que Sirven los Hidratos de Carbono Para que Sirven los Lipidos Para que Sirven las Encimas Para que Sirven las Vitaminas Para que Sirven los Minerales Para que Sirve la Fibra Para que Sirve el Agua Natural o Artificial Alimentacion Casera Alimentacion Comercial Interpretar Etiquetas Pienso Aditivos, No Gracias Vacas Locas Alimentacion y Sistema Inmune Alergias Alimentarias DIeta y Cancer Decalogo Dieta Sana Conclusiones Bilbiografia Las Ventajas del Ayuno Necesidades Nutricionales ¿Conozco a mi Perro?

(Texto original, escrito por Christina de Lima-Netto y/o Federico Baudin específicamente para esta página Web y protegido con Copyright. No puede ser reproducido ni total ni parcialmente por ningún medio, sin el expreso consentimiento de Castro-Castalia por escrito)

Mapa de la Web, Castro-Castalia Bullmastiffs