Castro-Castalia Bullmastiffs

Agresiones de Perros, Analisis Agresividad, Castro-Castalia Bullmastiffs
Cachorros Bullmastiff
Contactar correo
Cargando Busqueda de la Web

Troylo de Castro-Castalia Bullmastiffs

Troylo de Castro-Castalia

"Si recoges un perro hambriento, le das de comer y le haces feliz, nunca te morderá, esta es la principal diferencia con un hombre"

En los Estados Unidos donde hay 55 millones de individuos censados, sobre una población de  mas de doscientos millones de seres humanos, se producen anualmente unas 18 muertes de personas como consecuencia de las agresiones de perros, lo que significa que solo una proporción infinitesimal de estos animales (menos del 0,00004%) pasan a hacer parte de una estadística luctuosa, mientras que la proporción de personas que matan a otras personas es en este país doscientas veces superior.

Según los últimos datos facilitados por la Humane Society of the United States basados en datos estadísticos procedentes de sus propias fuentes, de Nexis Database y de los certificados de defunción, en un periodo de quince años (desde 1979 a 1996), doscientas catorce muertes fueron producidas muy concretamente por ejemplares de diez razas puras o por sus mestizos, a saber:

Relación de razas puras y sus mestizos que han protagonizado ataques a personas, con resultado de muerte en los Estados Unidos en el periodo comprendido entre el 1 de enero de 1979 y el 31 de diciembre de 1996

Raza canina pura y sus mestizos 
Total de muertes
"Pitt Bull"
70
Pastor Alemán
44
Rotweiler
32
Husky siberiano
20
Malamute de Alaska
15
Chow Chow
11
Doberman
8
Gran danés (Dogo alemán)
6
San Bernardo
4
Akita
4

NOTA DE LA AUTORA:

Que los "Pitt Bull" ocupen el primer puesto del ránking no es de de extrañar, dadas las características de comportamiento anti-social por las que se le ha seleccionado que ya se han analizado con anterioridad. La desproporción con respecto a las demás razas y sus mestizos, habla por sí misma. De hecho, en todos los países en los que en este momento se están estudiando o se han promulgado ya, leyes restrictivas sobre la tenencia de animales peligrosos, se les considera como perros que deben ser prohibidos o cuanto menos esterilizados para procurar su desaparición a corto plazo.

Podría sorprender que el Pastor Alemán (y sus mestizos) figuren en segundo lugar y quizá habrá quien argumente que lo está por ser una raza mayoritaria en todo el mundo; sin embargo en los EE. UU. El Pastor Alemán no es, al contrario de lo que ocurre  tradicionalmente en varios países de Europa  --incluida España—líder en inscripciones.  Tradicionalmente ha figurado en el ránking estadounidense en quinto o sexto lugar durante las décadas de los 70 y 80 e incluso hasta 1993. Posteriormente ha pasado a ocupar el tercer puesto, donde se mantiene desde 1994 hasta el pasado año. En cuanto al Rottweiler, tenemos que solo a partir de 1988 aparece entre los primeros diez (concretamente en séptimo lugar); en el 90 alcanza el quinto lugar, por delante del Pastor alemán; en el 92 se coloca en segundo lugar donde se mantiene hasta 1997.

Otro dato igualmente interesante es que aún a pesar de que los Huskies y Malamutes suman 35 muertes durante el periodo de quince años arriba considerado, en ningún momento ni una ni otra raza ha figurado entre las diez primeras en el orden de preferencia de los propietarios estadounidenses, como tampoco lo están ahora. Ni lo han estado Dobermans, Dogos Alemanes, San Bernardo ni Akitas. Por contra, en la década de los 80 los Chow Chow sí figuraban tradicionalmente en sexto o séptimo lugar indistintamente, aunque a partir del año 1991  desaparecieron de los primeros diez puestos.

En los países de nuestro entorno directo y la propia España, no existen datos estadísticos referidos a qué razas han sido responsables de muertes; la razón es simple. Sobre poblaciones caninas que en el caso de Alemania son de aproximadamente nueve millones de perros, en Francia diez millones de perros, en  Gran Bretaña ocho millones y medio de perros y en España cuatro millones de perros, apenas se produce una media de 1, más. 1,5 muertes por país y año. Son casos tan sumamente aislados que no tienen ninguna repercusión estadística y en ningún caso pueden servir de base para determinar que unas u otras razas deban ser o no prohibidas o eliminadas, excepto tal vez en el caso de los "Pitt Bull" que están siendo "perseguidos" en toda Europa y en los propios Estados Unidos de forma consensuada.

No olvidemos que, sin ir más lejos, en nuestro país las estadísticas que se refieren a mujeres maltratadas muertas a manos de sus parejas son substancialmente mas elevadas (84 en 1998 y no parece que en el año 1999 se vayan a reducir significativamente) y no por ello se prohíben los matrimonios ni se le exigen a los futuros maridos certificados psicotécnicos!
Y es que la solución no suele estar en la prohibición como tal, pues hecha la ley hecha la trampa. Hay otros métodos mucho más eficaces que pasan necesariamente por la información, la educación y el control.

(Texto original, escrito por Christina de Lima-Netto y Federico Baudin específicamente para esta página Web y protegido con Copyright. No puede ser reproducido ni total ni parcialmente por ningún medio, sin el expreso consentimiento de Castro-Castalia por escrito).

Mapa de la Web, Castro-Castalia Bullmastiffs